+
Esculturas. Escuela castellana, S. XVII.
Esculturas. Escuela castellana, S. XVII. Esculturas. Escuela castellana, S. XVII. Esculturas. Escuela castellana, S. XVII. Esculturas. Escuela castellana, S. XVII. Esculturas. Escuela castellana, S. XVII. Esculturas. Escuela castellana, S. XVII. Esculturas. Escuela castellana, S. XVII. Esculturas. Escuela castellana, S. XVII. Esculturas. Escuela castellana, S. XVII.

Escuela castellana, S. XVII.


Inmaculada, según modelo de Gregorio Fernández.
Medidas: 104 x 36 cm.


Talla barroca representando a la Virgen como Inmaculada, alzada sobre una peana escalonada sobre la que descansa un cúmulo de nubes del que s... ver más

Tipo de subasta: Subasta OnLine
Categoría: Esculturas
Lote Id.: 279008
Finaliza en:
[Calculando...]
(sábado, 24/08/2019 18:43:00)
Precio de salida: 12.000€
Puja actual: 12.000€
Número de pujas: 0 pujas
Puja actual 12.000€
Haga su puja:

También puede hacer su puja por teléfono: (+34) 91 473 16 45.

Durante los 3 últimos minutos la puja aumenta en 3 minutos más la subasta.

Inmaculada, según modelo de Gregorio Fernández.
Medidas: 104 x 36 cm.


Talla barroca representando a la Virgen como Inmaculada, alzada sobre una peana escalonada sobre la que descansa un cúmulo de nubes del que surge el cuarto creciente con los cuernos hacia arriba. María aparece en posición orante, luciendo una corona de plata que, a diferencia de lo que es habitual en esta iconografía, no está compuesta por doce estrellas sino que es una corona radiante, rematada por una cruz.
El siglo XVII fue el momento culminante de la controversia acerca de si María fue preservada del Pecado Original desde su concepción. España se declaró oficialmente inmaculista, y de ahí la profusión de imágenes con este tema durante los siglos XVII y XVIII. Durante el barroco, Francisco Pacheco configuró la iconografía definitiva para este tema; prescindiendo de los símbolos marianos de las letanías (jardín cerrado, sol y luna, Jerusalén Celeste…), se representa a la Virgen sobre un pedestal de nubes con una media luna, generalmente aplastando con sus pies la serpiente tentadora, para recordar su victoria sobre el Pecado Original, e iluminada directamente por el sol, siguiendo el Apocalipsis de San Juan.

SeudonimoPujaFecha y hora